El Ejército privado del Duque de Atholl

EL Duque de Atholl .Fuente: bootcampmilitaryfitnessinstitute.com

El regimiento de infantería escocés, Atholl Highlanders, no es muy numeroso, tampoco es ampliamente conocido y no aparece en las listas de los ejércitos más poderosos del mundo. Sin embargo, el regimiento de los Atholl Highlanders, tiene el reconocimiento de ser el único ejército privado y legal en Europa. A día de hoy su papel es ceremonial, y fue la Reina Victoria la que les otorgó tan especial distinción.

La historia de este regimiento comenzó en el año 1777, cuando el cuarto Duque de Atholl creó el 77º Regimiento, con el fin de formar a una fuerza de socorro  y apoyo a las tropas de la metrópolis británica en la guerra de independencia americana. Los hombes del Atholl Highlanders pasaron la mayor parte del tiempo en Irlanda y nunca llegaron a pisar el continente americano. Cuando Londres se rindió, intentaron destinar al regimiento escocés a las “Indias Orientales”. Fue entonces cuando sus miembros se amotinaron y se decidió que  el cuerpo debería ser disuelto.

En el siglo XIX, Lord Glenlyon, el sexto Duque de Atholl,  tenía un séquito personal que fue utilizado como a escolta personal de la Reina Victoria  durante una  gira real por Perthshire y como invitada en el Castillo de Blair, en el año 1844. La Monarca decidió entonces que entregaría los colores a los hombres de aquella  guardia personal, elevando así a los Atholl Highlanders a un regimiento armado privado.

El Atholl Highlanders, el ejército privado del Duque de Atholl durante la marcha oficial en la apertura de su Reunión en 2009, en Holyrood Park, Edimburgo. (Foto de David Cheskin/PA Images via Getty Images)

Los colores encarnan el espíritu de los regimientos, y eran otorgados por los monarcas británicos para conmemorar la valentía de los mismos en las campañas militares.

Los avatares de la historia casi hacen desaparecer al regimiento, y sus conocidos desfiles cayeron temporalmente en el olvido, a pesar de haber participado en las dos Guerras Mundiales.

Este regimiento volvió  a resurgir en 1966 gracias a Ian Murray, décimo Duque de Atholl, que impulsó de nuevo los famosos desfiles, los cuales se celebraran cada mes de mayo en el Castillo de Blair.

El lema del regimiento es: «furth, fortune and fill the fetters», que, básicamente, significa: «sal, gana el día y regresa con el botín» En 2016 fueron invitados a las celebraciones del noventa cumpleaños de la Reina Isabel II y, dos años antes, en 2014, recibieron de la Reina británica los nuevos colores, lo que les autorizó a seguir siendo el único ejército privado de Europa.

Reader Interactions

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *